31 enero 2009

Nada.


Todo se va apagando a mi alrededor, quedándose sin energía, desapareciendo, cayéndo, siendo llevado por el viento como si fuese arena. Todo se desmorona, todo, y no puedo hacer nada para impedirlo.

Cada vez me queda menos. Menos razones, menos fuerzas, menos sonrisas, menos alegrías,
menos personas.
Ya no hay nada. No me queda nada. NADA.

3 susurros:

aLba dijo...

siempre queda algo .... por pequeño e insignificante qe sea

WHITTE LONDON. dijo...

Siento decir, que me recuerdas a mí hace exactamente un año. Tan frágil y tan perdida, tan poca cosa. Y si te digo la verdad, sigo siendo esa misma, la frágil y perdida, la poca cosa y la muy absurda. Simplemente ha cambiado la situación.
Así que si ese es tu estado de ánimo y no es solo un texto, puedo asegurarte que tu situación cambiará. La vida es una ruleta, un día estás en lo más alto y al siguiente, te pudres en la miseria.
No importa lo que hagas, simplemente acuérdate de respirar. Acabarás malgastado el aire en carcajadas. Todos lo hacemos :]

Gracias por pasar por el nuevo Lei.

AcidApril© dijo...

y sin embargo alrededor de la nada siempre hay una pequeña luz. Buscala siempre la hay! (:


un beso; lenda.
PD: me lei todos tus textos y me encantan!

Publicar un comentario

¿Y tú que piensas? Venga, cuéntamelo al oído